Centígrados a Kelvin

Calculadora de conversión de Centígrados a Kelvin

0°C = 273.15K

Kelvin a centígrados (Intercambiar unidades)

0°C = 273.15K

Precisión

Nota: Puedes aumentar o disminuir la precisión de esta respuesta seleccionando el número de cifras significativas requeridas en las opciones que se encuentran arriba del resultado.

Cálculo de Celsius a Kelvin (°C a K)

Kelvin = Centígrados + 273.15

Kelvin = 0 + 273.15

Kelvin = 273.15

 

Fórmula de conversión de Celsius a Kelvin (°C a K)

Kelvin = Centígrados + 273.15

Convirtiendo de Celsius a Kelvin

Convertir Celsius a Kelvin es un proceso sencillo que implica sumar 273.15 a la temperatura en Celsius. Kelvin es una escala de temperatura absoluta, donde 0 Kelvin representa el cero absoluto, el punto en el que cesa todo movimiento molecular. Celsius, por otro lado, es una escala de temperatura relativa comúnmente utilizada en la vida cotidiana.

Para convertir Celsius a Kelvin, simplemente toma la temperatura en Celsius y añade 273.15. Por ejemplo, si tienes una temperatura de 25 grados Celsius, la conversión a Kelvin sería 25 + 273.15 = 298.15 Kelvin. Esta conversión es útil en aplicaciones científicas e ingenieriles donde se requieren mediciones de temperatura absoluta.

Es importante tener en cuenta que Kelvin y Celsius tienen el mismo tamaño de grado, lo que significa que un cambio de 1 grado Celsius es equivalente a un cambio de 1 Kelvin. Esto hace que la conversión entre las dos escalas sea relativamente simple e intuitiva. Al agregar 273.15 a una temperatura en Celsius, puedes obtener fácilmente el valor correspondiente en Kelvin.

¿Por qué convertir de Celsius a Kelvin?

La conversión de Celsius a Kelvin es un proceso fundamental en el campo de la termodinámica y la investigación científica. Mientras que Celsius se utiliza comúnmente para las mediciones de temperatura diarias, Kelvin es la unidad preferida para cálculos y análisis científicos. La escala Kelvin es una escala de temperatura absoluta que comienza en el cero absoluto, que es la temperatura más baja posible en el universo.

Una de las principales razones para convertir de Celsius a Kelvin es eliminar los valores negativos. En la escala Celsius, cero grados representa el punto de congelación del agua, mientras que 100 grados representa el punto de ebullición del agua al nivel del mar. Sin embargo, los valores negativos son posibles en Celsius, lo cual puede ser inconveniente para ciertos cálculos. Al convertir a Kelvin, la escala comienza en cero absoluto (0 K), donde todo movimiento molecular cesa. Esto permite cálculos más precisos y exactos, especialmente en experimentos científicos e investigaciones que involucran gases, termodinámica y transferencia de calor.

Además, Kelvin se utiliza ampliamente en ecuaciones científicas, como la ley de los gases ideales y las leyes de la termodinámica. Estas ecuaciones a menudo involucran diferencias o relaciones de temperatura, y el uso de Kelvin garantiza que los cálculos sean consistentes y precisos. Convertir de Celsius a Kelvin es un proceso sencillo, ya que las dos escalas tienen una relación directa. Para convertir, simplemente se suma 273.15 a la temperatura en Celsius, obteniendo así la temperatura equivalente en Kelvin.

Sobre la escala Celsius

Celsius, también conocido como centígrado, es una unidad de medida para la temperatura en el sistema métrico. Recibe su nombre del astrónomo sueco Anders Celsius, quien propuso por primera vez la escala Celsius en 1742. La escala Celsius se utiliza ampliamente en todo el mundo, especialmente en aplicaciones científicas y cotidianas.

La escala Celsius se basa en el concepto de dividir el rango entre los puntos de congelación y ebullición del agua en 100 intervalos iguales. En esta escala, el punto de congelación del agua se define como 0 grados Celsius (°C), mientras que el punto de ebullición del agua se define como 100 grados Celsius. Esto la convierte en una escala conveniente para medir la temperatura, ya que se alinea con las propiedades físicas del agua, que es una sustancia fundamental en nuestra vida diaria.

La escala Celsius se utiliza comúnmente en pronósticos del tiempo, experimentos científicos y mediciones de temperatura diarias. Proporciona una forma simple e intuitiva de expresar la temperatura, con valores positivos que indican temperaturas por encima del punto de congelación y valores negativos que indican temperaturas por debajo del punto de congelación.

Sobre la escala Kelvin

La escala Kelvin es una escala de temperatura que se basa en la escala Celsius, pero con un punto de partida diferente. La escala Kelvin es una escala de temperatura absoluta, lo que significa que comienza en el cero absoluto, el punto en el que cesa todo movimiento molecular. En contraste, la escala Celsius comienza en el punto de congelación del agua.

La escala Kelvin está definida por la unidad Kelvin, que es igual en tamaño al grado Celsius. Sin embargo, el punto cero en la escala Kelvin se establece en cero absoluto, que es equivalente a -273.15 grados Celsius. Esto significa que la escala Kelvin no tiene valores negativos, ya que todas las temperaturas se miden en relación al cero absoluto.

La escala Kelvin se utiliza ampliamente en aplicaciones científicas e ingenieriles, especialmente en campos como la física y la química. Es especialmente útil cuando se trabaja con gases y otros materiales a temperaturas extremadamente bajas, ya que permite realizar mediciones y cálculos precisos. La escala Kelvin también se utiliza en muchos estándares internacionales e investigaciones científicas, lo que la convierte en una unidad de medida importante en la comunidad científica.

¿Qué sucede en el cero absoluto (0K)?

A temperatura absoluta cero, también conocida como 0 Kelvin (0K) o -273.15 grados Celsius, es el punto más bajo posible de la temperatura. A esta temperatura extrema, la energía cinética de los átomos y las moléculas alcanza su mínimo, lo que hace que se detengan por completo. Como resultado, todo movimiento molecular cesa y la materia se vuelve tan quieta como puede ser.

A esta temperatura, ocurren varios fenómenos fascinantes. Uno de los más notables es la completa ausencia de energía térmica. Como no hay movimiento molecular, no hay transferencia de calor de un objeto a otro. Esta ausencia de energía térmica tiene implicaciones significativas para varias propiedades físicas. Por ejemplo, los materiales se vuelven extremadamente quebradizos y su resistencia eléctrica se reduce a cero. Además, los gases se condensan en líquidos y los líquidos se solidifican, ya que la falta de movimiento molecular les impide mantener su estado fluido.

Los científicos nunca han logrado alcanzar el cero absoluto en la práctica, ya que es un concepto idealizado. Sin embargo, al enfriar sustancias a temperaturas extremadamente bajas, han podido observar y estudiar los efectos de acercarse al cero absoluto. Estos experimentos han proporcionado conocimientos valiosos sobre el comportamiento de la materia y han llevado al desarrollo de tecnologías como los superconductores y los condensados de Bose-Einstein.

 

Tabla de Centígrados a Kelvin

Valor inicial
Incremento
Precisión
Formato
Centígrados
0
1
2
3
4
5
6
7
8
9
Kelvin
273.15K
274.15K
275.15K
276.15K
277.15K
278.15K
279.15K
280.15K
281.15K
282.15K
Centígrados
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
Kelvin
283.15K
284.15K
285.15K
286.15K
287.15K
288.15K
289.15K
290.15K
291.15K
292.15K
Centígrados
20
21
22
23
24
25
26
27
28
29
Kelvin
293.15K
294.15K
295.15K
296.15K
297.15K
298.15K
299.15K
300.15K
301.15K
302.15K
Centígrados
30
31
32
33
34
35
36
37
38
39
Kelvin
303.15K
304.15K
305.15K
306.15K
307.15K
308.15K
309.15K
310.15K
311.15K
312.15K
; ; ; ;